la-historia-2-carlos-j-eguren
La sombre del vampiro: segunda parte del proceso de reescritura de La Historia.

Ha sido una semana donde me he enfrentado a algunos de los primeros contratiempos como la falta de motivación, así que he intentado corregirme haciendo este informe. El proceso de escritura es, muchas veces, una guerra contra uno mismo. Aparte, creo que los resultados son lo suficientemente buenos como para que quiera continuar escribiendo: he corregido, ahora toca seguir escribiendo.

Corrección del borrador del libro 2

He terminado de corregir todo lo que había escrito del libro 2 y me he puesto a escribir los capítulos que me llevarán hasta el final. No he encontrado demasiados fallos y me he reencontrado con unos personajes que quizá nunca me han abandonado.

Tomando nota

Además, he continuado con el tema de aadir notas para escribir la parte final. Me gusta dejar algunos detalles para resolver los misterios sin que parezca que me saco nada de la manga (foreshadowing). Hay otros detalles que no quería contradecir más adelante y algunos que sentí que podría sacarle más partido.

Tomando notas para la parte final. Fuente.

He estructurado el final

Rescaté fragmentos de la primera versión y añadí otras líneas que he ido haciendo por el camino. No soy muy de seguir los esquemas al pie de la letra. Siempre cambio por el camino, pero no quería sentirme demasiado perdido.

Y he hecho dibujos de los personajes

Esto hacía mucho tiempo que no lo hacía, quizá desde que era un niño o un adolescente. Dejé de dibujar, porque alguien dijo que nunca llegaría a nada y me llevo maldiciendo desde entonces por ello: si no hubiera parado, ahora dibujaría mejor. Así que he intentado resucitar esta actividad dibujando a varios personajes de La Historia. No creo que me anime nunca a compartirlos, pero a mí dibujar me ayuda a calmarme, entretenerme y motivarme, así que no descarto seguir haciéndolo.

Algunas de las herramientas de trabajo. Fuente.

¿Qué he visto y leído?

Me he hecho con más provisiones sobre vampiros y temática oscura durante esos siete días. Esta semana, no vi muchas películas de vampiros. Por tontería, me vi una de gente con purpurina… Es decir, me vi de nuevo Crepúsculo, pero ¿por qué?, diréis. ¿POR QUÉ? La respuesta es simple: para saber qué no hacer. Sí, consiguió una gran fama y repercusión, pero ahora esas pelis me resultan hasta cierto punto tan bochornosas como ver fotos de tu adolescencia. Son parte de tu pasado, pero… ¿En qué estabas pensando, Carlos?

También vi un capítulo de la serie Lo que hacemos en las sombras. Viva la purpurina.

He tenido más suerte leyendo: he terminado Tokyo Ghoul y espero hablaros más de las dos series escritas y dibujadas por Sui Ishida, porque creo que han influenciado mi obra hasta cierto punto con ese aire trágico. Como ya he dicho alguna vez, Tokyo Ghoul es el mejor manga sobre vampiros e, irónicamente, no sale ningún vampiro. Algún día me explicaré con más calma, pero si habéis leído la obra, lo entenderéis.

Fuente.

Otro cómic que he leído y del que he pillado algunas ideas es de los tomos integrales de Hellboy que incluyen muchas de mis historias cómiqueras favoritas. Hay vampiros y muchos monstruos más en estas historias. A veces, me gustaría vivir en un mundo dibujado por Mike Mignola.

Fuente.

Así que no queda otra cosa, a seguir escribiendo.

Mañana intentaré escribir por la mañana, tras el desayuno y la lectura. Si el ánimo no acompaña, pienso escribir igual. Necesito acabar esta obra antes de que sea tarde. Mientras, leo y voy apuntando ideas en la libreta. Buscamos Elsbeth y yo la manera de atraer a más gente a esta obra, pero ¿cómo? ¿Cuál es el camino más acertado? No es sencillo. 

Centrándome en la obra en sí, seguramente, acabarla me lleve un par de meses o años. Cruzo dedos. No sé adónde me llevará este camino, por mucho que ya parezca escrito. ¿Alguna vez alguien lo sabe adónde lo dirige una de sus historias, en realidad?

Fuente.

 

Carlos J. Eguren
autor@carlosjeguren.com
¡Cuidado! No leas esta biografía. ¡Te he dicho que no la leas! Si la lees, estarás condenado… En serio… ¿Sigues leyendo? Luego no me digas que no te lo he advertido: Carlos J. Eguren está muerto, solo que no se ha dado cuenta y sigue escribiendo desde ultratumba. Es escritor en Castle Rock, profesor en Arkham, periodista en Midian, divulgador cultural en Carfax, juntaletras en el omniverso y pasto de los gusanos en todas partes. Ha publicado cuatro novelas: Hollow Hallows, Devon Crawford y los Guardianes del Infinito, El Tiempo del Príncipe Pálido y La Eternidad del Infinito. Ya prepara mediante ouija sus próximas historias que formarán parte del libro de los muertos. Espera volver a aparecerse cuan primigenio cuando pueda escaparse de R'lyeh… Ahora ya has leído su biografía, ahora ya estás maldito. ¡Bienvenido!

Deja un comentario