Tiempo de lectura: 6 minutos

«Prometí ante la tumba de mis padres que no descansaría hasta librar a esta ciudad del mal que se llevó sus vidas. Esa promesa sigue en pie. Pero ahora… ya no estoy solo»- Batman.

Las sombras siempre nos acompañan: a veces, detrás de nosotros, en ocasiones delante. Y siempre, siempre, nos envuelven. La oscuridad es como el pasado y Batman no deja de ser la encarnación de ambos.

Victoria Oscura supuso el regreso del guionista Jeph Loeb y el dibujante Tim Sale a la historia de Batman después de El Largo Halloween. Y era uno de esos cómics que había postergado largo tiempo en mi pila de pendientes. Y eso que El Largo Halloween me gustó allá cuando lo leí en 2010, la época en la que comencé a profundizar en la mitología del murciélago.

El problema es que ya entonces aquel celebrado cómic de Loeb y Sale me resultaba un cómic entretenido, pero que daba demasiadas vueltas a un misterio que ofrecía bastante poco.

Las sombras de la Victoria Oscura

Después de los eventos acontecidos en El Largo Halloween, Gotham vive en una frágil paz. Mientras las familias mafiosas luchan por el poder, Batman ya es una amenaza para todas ellas.

Sin embargo, un nuevo rival surge: el Ahorcado es un villano que está matando a policías y mafiosos con un modus operandi que recuerda al Festivo, el enemigo del anterior cómic. ¿Quién será este nuevo psicópata y qué pretende?

Crítica-Batman-Victoria-Oscura
Batman: Victoria Oscura es un cómic entretenido, pero no resiste más de una lectura ni que le demos muchas vueltas a su misterio.

Este es el punto de partida de Victoria Oscura. Y, pese a todos sus guiños cinematográficos (a El Padrino, por ejemplo), he notado con este cómic lo mismo que con su predecesor: que Jeph Loeb está más empeñado en mostrar toda la galería de villanos de Batman y que Tim Sale se la dibuje que en darle sentido a una historia.

Lo evidente es que Victoria Oscura se podría haber contado con menos números y podría haber sido más poderosa si se hubiera centrado más en Batman, Dick Grayson, Harvey Dent y la tríada mafiosa de los Falcone.

Crítica-Batman-Victoria-Oscura
El estilo de Sale, dibujando a partir de sombras, me parece de lo mejor del cómic.

Las sombras de Gotham

Algunos citan que El Largo Halloween y Victoria Oscura beben muchísimo de Batman: Año Uno de Frank Miller y David Mazzucchelli. Pienso que es injusto, aunque, a decir verdad, sí, Loeb toma personajes que aparecían en la obra de Miller, pero lo hace con menos gracia. Lo que sí es certero es que debería haber aprendido a ser más autocontenido en su argumento, como lo fue Miller.

Pero ay, no es de extrañar que Jeph Loeb quisiera que Tim Sale le dibujase todo Gotham porque Sale era un artista fantástico. Lo conocí a través de los cuadros que hacía Isaac Méndez en la malograda serie Héroes y siempre lo he considerado uno de los dibujantes de cómic más interesantes. Nos dejó el pasado 2022.

Pese a que algún lector esporádico pueda considerar feísta su trazo, es uno de esos autores que dominan la sombra y la narrativa como pocos saben hacerlo (quizá, actual, citaría a Mike Mignola y toda su «escuela» de dibujantes). Una pena que el guion no consiga estar a la altura del dibujo.

#Batman: Victoria Oscura de Jeph Loeb y Tim Sale continúan con las virtudes y defectos de El Largo Halloween. Clic para tuitear

La llegada de Robin

Y eso que, como se comenta en la entrevista en los extras, se percibe más seguridad en un Jeph Loeb más cómodo con los personajes. Si El Largo Halloween era una historia que acababa en la oscuridad, Victoria Oscura habla también de cómo Batman decide adoptar a un compañero de batalla: Robin.

Lástima que esta parte quede muy reducida dentro de los trece números que conforman Victoria Oscura, ya que la considero la subtrama más interesante. Me hubiera ahorrado a personajes como la femme fatale Porter, si eso suponía haber tenido más de Robin.

No obstante, Loeb y Sale saben justificar, mediante la narración en paralelo, cómo el mayordomo Alfred ve en Dick a un nuevo Bruce y decide enmendar sus errores del pasado. Del mismo modo, Bruce ve en Dick una versión de sí mismo: ambos han perdido a sus padres por el crimen, ambos sienten ira y ambos quieren justicia.

Crítica-cómic-Batman-Victoria-Oscura
¿A quién no le va a gustar que Tim Sale le dibuje toda la galería de villanos de Batman? ¿A quién?

Dos Caras

El otro intento, más fallido, de profundizar en personajes en Victoria Oscura está protagonizado por Harvey Dent, Dos Caras. Tras los hechos del anterior cómic, ¿queda esperanza para Dent? Batman y Jim Gordon piensan que sí, incluso Dos Caras, que se mantiene oculto en gran parte del cómic, parece que podría «reconstruirse» cuando se enfrenta a las acusaciones de ser él el Ahorcado.

Por desgracia, al final, el cómic se centra en cómo se alía con otros de los famosos enemigos de Batman pues… porque… ¿porque sí? La idea de eliminar a las familias mafiosas para ocupar su lugar me parece baladí.

Reseña-Batman-Victoria-Oscura
Sí, de aquí sacó la idea Nolan para el mal rollo entre Joker y Dos Caras.

Aciertos y errores

Del mismo modo, toda la trama del Ahorcado (el asesino en serie que liquida a policías corruptos y mafiosos) me resulta repetitiva en cuanto a lo expuesto en El Largo Halloween. Los hermanos Falcone resultan casi villanos de pandereta frente a lo que vimos en el anterior cómic y nunca llegan a ser tan interesantes como nos intentan hacer parecer que son.

La subtrama más interesante que tiene que ver con ellos, en realidad, no transcurre en este cómic, sino en otro: Catwoman: Si vas a Roma. En este cómic, Loeb y Sale profundizaron en los nexos que unen a Selina Kyle con los Falcone, elemento que hemos visto ya en otros cómics y adaptaciones, como la reciente The Batman de Matt Reeves.

Hablando de adaptaciones, más allá de las versiones en animación de El Largo Halloween, Victoria Oscura sirvió también de base para el Batman de Christopher Nolan o el ya citado film de Matt Reeves. Puede que estos directores (y sus guionistas) hayan sabido «refinar» la receta, mejor que el propio Loeb, que suele perderse en hacer un misterio rebuscado de un modo bastante artificial, cuando menos, es más.

Portada-Victoria-Oscura
Curiosamente, la resolución de quién es el Ahorcado me parece un poco forzada, como me ocurre con la de Silencio (otro cómic de Loeb).

Conclusiones

Así que, más de diez años después de leer El Largo Halloween, las sensaciones que me ha dejado Victoria Oscura son muy similares a las que me dejase la anterior incursión de Loeb y Sale en la mitología del murciélago.

Podríamos pensar que Loeb hace esto solo dos veces con Batman, pero no, lo haría una tercera con Hush (Silencio), que, pese a que goza de gran fama, ya no tiene a Tim Sale, sino a Jim Lee y me parece un cómic mucho peor que este.

Sin embargo, debo reconocer que, con el tiempo, el recuerdo de El Largo Halloween es mejor que el que me dejó en su día. ¿Quién sabe que pasará con el recuerdo que me ha dejado Victoria Oscura?

Y es que hay cómics que, una vez terminan, continúan con nosotros, como sombras de lo que hemos sido y de lo que somos… o seremos.

Suscríbete y recibirás una guía de dónde empezar con las grandes obras del género fantástico

Consentimiento *

Batman: Victoria Oscura Book Cover Batman: Victoria Oscura
Batman
Jeph Loeb (guion) y Tim Sale (dibujo)
Superhéroes, policíaco.
ECC
2022
Tapa dura
408
https://www.ecccomics.com/comic/batman-victoria-oscura-biblioteca-dc-black-label-8208.aspx

"Un asesino anda suelto en Gotham City."

Tras desentrañar el misterio de Festivo, Batman observa la repetición de un patrón criminal similar que se está cobrando como víctimas a integrantes del Departamento de Policía de Gotham. Apodado el Ahorcado, este nuevo asesino en serie pondrá en jaque al Caballero Oscuro, preocupado por la escalada de violencia que asola la ciudad… y por la atención que requiere su nuevo pupilo: Dick Grayson, llamado a convertirse en Robin, el Chico Maravilla.

Entre los años 1999 y 2000, Jeph Loeb (Batman: Silencio) y Tim Sale (Superman: Las cuatro estaciones) desarrollaron la esperada secuela de Batman: El largo Halloween. Así nació Batman: Victoria oscura, exitosa serie limitada cuya edición integral pasa a formar parte de la Biblioteca DC Black Label.

 

Carlos J. Eguren
admin@carlosjeguren.com
¡Cuidado! No leas esta biografía. ¡Te he dicho que no la leas! Si la lees, estarás condenado… En serio… ¿Sigues leyendo? Luego no me digas que no te lo he advertido: Carlos J. Eguren está muerto, solo que no se ha dado cuenta y sigue escribiendo desde ultratumba. Es escritor en Castle Rock, profesor en Arkham, periodista en Midian, divulgador cultural en Carfax, juntaletras en el omniverso y pasto de los gusanos en todas partes. Ha publicado cuatro novelas: Hollow Hallows, Devon Crawford y los Guardianes del Infinito, El Tiempo del Príncipe Pálido y La Eternidad del Infinito. Ya prepara mediante ouija sus próximas historias que formarán parte del libro de los muertos. Espera volver a aparecerse cuan primigenio cuando pueda escaparse de R'lyeh… Ahora ya has leído su biografía, ahora ya estás maldito. ¡Bienvenido!

Deja un comentario